Soynadie

17 octubre, 2012

Guerra en Madrid entre Taxis y Mototaxis

Filed under: General — soynadie @ 13:44


Madrid cuenta con un nuevo medio de transporte privado para viajeros desde el pasado lunes: Mototaxi, o el terror del taxi convencional. De momento solo hay ocho «John Wayne Galaxy» –el modelo– circulando por la capital y 17 trabajadores encargados de conducirlas. Pero sus impulsores esperan multiplicar por 20 la flota en un año y ampliar sus servicios a Barcelona y Sevilla. Ventajas no le faltan. La principal: «Hacer que los clientes lleguen a su destino a tiempo esquivando los atacos de forma más económica».

Moto-City fue la primera empresa que introdujo este servicio en Madrid en 2009. Según aseguran desde la Gremial de Autotaxi de Madrid «ha sido un verdadero fracaso». Pero ahora miran de reojo al nuevo transporte. Sus precios son realmente competitivos. Los servicios cuestan casi la mitad que los del taxi de toda la vida. Y en una ciudad masificada por conductores de taxi (18.000), donde cada vez es más común ganarse la vida con el transporte de viajeros tras la liberalización del sector, la Mototaxi cae como un chorro de agua fría.

Boicot del taxi
Dos jóvenes latinoamericanos han sido los encargados de poner este servicio en marcha. Son Eric Goyenechea, un cubano de origen vasco de 35 años de edad, y Juan Pablo Lázaro, un argentino de 32 años. En tan solo dos días de funcionamiento, aseguran, las quejas, llamadas y boicots de los taxistas se repiten: «Nos han pedido el servicio y después de desplazarnos hasta el punto de recogida no había nadie». La idea surgió hace dos años. Comenzaron con la patente; después viajaron a Londres y Francia para recoger ideas, ya que allí lleva funcionando diez años, y continuaron con los trámites de permisos.

Novedad: cabe la maleta del avión

«Hemos hecho mejoras a todo lo que hemos visto. Por ejemplo el techo para las inclemencias meteorológicas o el cartel de «taxi». También tenemos un sistema gps de localización para ver dónde está la moto y si piden un servicio enviar el que está más cerca», apuntan.

Su público objetivo es el o la ejecutivo que necesita desplazamientos rápidos en la ciudad. Incluso, el maletero de la moto tiene capacidad para un equipaje de mano con las medidas permitidas en cabina de un avión. Las Mototaxi están provistas de cascos de seguridad y plásticos higiénicos desechables para cada cliente.

Legales y sin autorización
Este servicio no está regulado por el Ayuntamiento de Madrid, a diferencia del taxi. Según informan desde el Área de Medio Ambiente, Seguridad y Movilidad, «los vehículos de tres o menos ruedas están exentos de autorización para circular, de acuerdo con el reglamento de Transporte del Ministerio de Fomento». Eric y Juan Pablo han solicitado paradas especiales para trabajar, ya que no pueden ocupar las de «taxi». De momento se ubican en las estaciones de Atocha, Avenida de América, el intercambiador de Moncloa, plaza de Castilla y plaza de España.

Julio Moreno, presidente de la Gremial, informa de que desde su asociación y la Federación Profesional del Taxi han remitido una queja al Ejecutivo capitalino. «Lo que más nos molesta es que utilicen la palabra taxi, que lleven taxímetros y unas tarifas que a nosotros nos regula el Ayuntamiento. Es una falta de respeto ante un servicio que deja mucho que desear. Esperemos que tomen cartas en el asunto y se erradique», protesta Moreno.

Fuente

Anuncios

Dejar un comentario »

Aún no hay comentarios.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: